Blog de tudecora.com | ideas en muebles

abril 3, 2017

CÓMO CONSEGUIR FÁCILMENTE PAREDES DE LADRILLO VISTO EN BLANCO

Nos encantan las paredes de ladrillo visto. ¿No os lo habíamos contado nunca? Pues somos auténticos fans de los looks con paredes de ladrillo, específicamente en color blanco. Así que como nos encantan, vamos a intentar haceros adeptos y adictos también a este estilo decorativo que ha recorrido ya fronteras, casas grandes, pequeñas, lofts, pisos y viviendas unifamiliares. Es auténtica tendencia desde hace tiempo.

Vía cupofjo Vía cupofjo

 

Vía Facilisimo Vía Facilisimo

 

Este estilo nace del industrial, que tanto nos gusta también. Es una variante de la pared con ladrillo visto en rojo, típica de fábricas, factorías, garajes y naves industriales de hace años. Ahora lo vemos pintado de blanco. Bueno, lo cierto es que se puede pintar absolutamente de cualquier color que te guste, pero el blanco es nuestro preferido, el más elegante, vistoso y que va bien prácticamente con todo, especialmente con la madera.

 

Vía Homedit Vía Homedit

 

Vía Revistaad Vía Revistaad

 

La fiebre por el ladrillo visto en blanco ha llegado tan lejos que es capaz incluso de calmar las ganas de tener estas paredes para aquellos cuya casa tiene paredes lisas de yeso y el ladrillo está tapado. Sí, y sin necesidad de hacer obras, porque hay varias fórmulas para imitar este tipo de pared:

PAPEL PINTADO. Hay imitaciones perfectas de papel pintado a paredes de ladrillo visto, más o menos blancas y más o menos antiguas y porosas. El abanico de posibilidades es inmenso. Si no quieres empapelar toda una estancia, puedes hacerlo solo en una pared (la de detrás del sofá, por ejemplo) y dejar el resto de la habitación con su pared original.

 

f7bdac41ac54d48a40149e4e0a5e212d

 

PANELES ADHESIVOS: También existe la posibilidad de pegar paneles adhesivos sobre la pared de obra. Estos imitan muy bien el acabado de los ladrillos reales. Es algo más engorroso que el papel pintado porque los paneles son más pequeños y lleva más tiempo revestir una pared entera. Este sistema es algo más caro que el papel.

 

Vía Aliexpress Vía Aliexpress

 

PAPEL CON TEXTURAS: Si deseas cubrir una superficie pequeña, es la opción ideal, aunque, eso sí, hay que ser metódico y preciso en los cortes. Se trata de un papel texturizado que tú tienes que cortar en rectángulos, imitando el tamaño de un ladrillo. Claro, hay que dejar pequeñas “juntas” entre un pedazo y otro para que el resultado sea creíble. Luego se pinta encima.

 

Vía Minty Wares Vía Minty Wares

 

CORCHO: Es otra de las soluciones, aunque a nosotros no nos convence demasiado. Funciona de forma parecida a la anterior, pero el resultado no acaba de ser muy real.

 

Vía Plan Reforma Vía Plan Reforma

 

PINTURA: Si, por el contrario, tienes la suerte de contar en tu casa con paredes de ladrillo, hay dos formas de pintarlas: con una sola capa de pintura blanca aguada para darle un aspecto evejecido a la pared o con varias para cubrir los ladrillos completamente. Puedes ir haciendo pruebas o combinar una pared completamente banca con otra más desgastada en la que incluso puedes dejar alguno de los ladrillos rojos sin pintar.

 

 

Vía the yellow cactus Vía the yellow cactus

 

Bueno, ya tienes las claves, ahora utiliza la que mejor te venga y verás el estilo tan bonito que le das a tu casa. ¿Te atreves?

Nos encantaría que comentases este post o también en Facebook y en Twitter.

¡Hasta el próximo post!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *.


Responsable del fichero: Miguel Ángel López de Blas - Finalidad: facilitar mis datos para participar en los comentarios del post. - Legitimación: Consentimiento - Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros - Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en nuestra Política de privacidad.